dom02feb

Reflexión sobre arcanos: 9 de copas

Escrito en Arcanos Menores, Copas, Jodorowsky, Jose Antonio Portela, Lectura de Tarot, Lectura de Tarot gratuita, Nueves, Significado Cartas, Teoria del Tarot

Algunas veces vemos contrapuestas nuestras experiencias con el Tarot a lo previamente aprendido. Con los años estoy aprendiendo que las cartas tienen el lenguaje que tú debes aprender y dentro de todo ese margen, tu sensibilidad debe interntar siempre estar preparada para nuevas incorporaciones. Ya me ha ocurrido con el 9 de bastos y he comprobado que es algo parecido con el 9 de copas, ay los 9. Una persona amada por mí me pidió consejo y en su lectura salieron tres 9. Me preguntó, ¿qué significa, que salgan tantos 9? Le contesté citando a Margarita Arnalno sé si felicitarte o compadecerte, porque el 9 en sí es un obstáculo y un horizonte en sí mismo, sois brillantes pero incomprendidos, vuestra gloria no es mundana y seríais felices con lo sencillo, todo os cuesta la vida y nunca alcanzáis la perfección sin que nadie os exija nada, vosotros sois tremendamente exigentes. Me dijo, es verdad. Y eso que no es un 9 por nacimiento ni por destino, en fin.

Cuando aprendí a leer las cartas, comencé por la baraja española, decían que el Tarot podía traer espíritus que era más fácil controlar con una baraja más sencilla (sin comentarios). Había una lectura que se llamaba “de los sueños cumplidos”. Si a tu pregunta aparecía el 9 de copas en cualquier posición excepto en las destinadas para los obstáculos se cosideraba que sí, que la respuesta era afirmativa y además, tus sueños, cumplidos. Ahí comprendo que se asimila al 9 de copas el significado tradicional de Victoria, como la imagen que tenéis delante, del Tarot de Scapini.

Pero en mi experiencia, especialmente en temas afectivos, este 9 significa otras cosas. Cuando me preguntan por un amor concreto y aparece en un contexto determinado signfica que sus sueños, sus deseos, su realización no se cumplirá o , por lo menos, no llegará a materializarse como quería. Ese 9 aparece a mi modo de ver como un punto de frustración o desengaño y sin saber por qué exactamente, las demás cartas se contextualizaban en ese sentido. Pero yo quería saber qué significado era el que me trasmitían, era, por así decirlo, parecido al manejo de un idioma en que no sabes el significado concreto pero sí el del contexto.

Jodorowsky y Jose Antonio Portela me han dado la respuesta concreta.

Dice el primero, que los 9 significan crisis y nueva construcción, desde el Ermitaño y el Sol como mayores a los cuatro 9 menores. Del 9 de copas, dice concretamente, que

en él lo que ya ha sido vivido es eliminado (las tres copas de abajo entre las que hay hojas mustias) y son exaltadas las otras seis que se elevan a un amor más universal, nuevo, simbolizado por las hojas en punta que rodean la copa central de arriba. Cuando uno observa esta carta recibe el mensaje de sacrificar sentimientos que nos encadenan y nos han alimentado, de desprendernos de ellos y partir hacia dimensiones emocionales más amplias.

El segundo autor nos dice  que representa un estado intermedio donde todavía están los sentimientos activos pero ya se va comprendiendo que la situación se acerca a su final, mirar el reloj porque se sabe que queda poco para que caiga el telón. Es el final de una situación afectiva, de un amor intenso, pero que no necesariamente ha de tener un desenlace dramático o doloroso, simplemente los sentimientos después de alcanzar su máxima expresión, se van desvaneciendo o cambiando de objetivos. Aporto un detalle, es la representación de una relación que lo pudo ser todo, evolutivamente hablando, pero por circunstancias de ambos, no se une el camino.

Al margen del plano emocional suele representar el bienestar, el éxito y los recursos materiales de los que se dispone, seguridad, vida armónica.

Hay que prestar atención a todas las frases de una lectura.

Escribe un comentario:

0



12 comentarios para “Reflexión sobre arcanos: 9 de copas”

  1. M.A. dice:

    ¿Qué tal bonita? Gracias por esta explicación del nueve, sobre todo del 9 de copas. Yo soy un 9 de nacimiento y creo que también de destino y la verdad, no me gusta mucho serlo. Por lo que entiendo, es en el plano emocional donde ese 9 viene a decirnos que no se llegará al 10, es como si el arcano se diera la vuelta y esas copas a punto de rebosar se vaciasen, pero ¿Por qué? Si nos fijamos en los mayores, es verdad que el ermitaño y la luna implican crisis; pero mientras que estas dos cartas en su evolución dan lugar al cambio o el éxito; a los nueve menores la plenitud del diez no les llega, porque intuyo que en los menores no se evoluciona, solo manifiestan un estado en el hoy y en ahora. Bueno, no lo tengo claro, debo de pensar en ello. Saluditos y que tengas un buen comienzo de semana.

  2. sacerdotisa dice:

    M. A, no siempre, es decir, esa crisis trae algo mejor si se entra en ella y se acepta. El problema es que quieras llegar a ese 10 cuando o con quien no es posible. Yo veo 9 alargados, es decir, de personas que no quieren saber, que no quieren ver porque intentan explicar comenzando siempre por “es normal“, esto o lo otro. Yo no veo “normal” ciertas cosas que la gente ha puesto como normas o como escalones vitales. A veces en la misma pareja se pasa del 9 al 10 pero son los menos. Ay, espero que sí, nunca llego a lo que quiero hacer. Besos.

  3. Mª Jose dice:

    Buenas tardes, bueno a ver si no me lio mucho explicando. Después de determinar que mejor para mi psique no mirarme nada y dejar que sea la vida con sus incognitas las que me de las fuerzas o las desganas de vivir, en un momento de debilidad y desesperanza me realicé un par de tiradas nuevas preguntando por el futuro próximo sentimental (no más de seis meses) que mejor no hubiera hecho porque en un estado de debilidad mental como el mio ya tendría que haber sabido que no era bueno arriesgarse a la respuesta, pero pequé y lo pagué. Después de varios días bastante mal, al encontrar algo de paz en la meditación y el I-CHING, cambié la pregunta anterior totalmente inconcreta y recurrí a mi tirada favorita de todas con diferencia, preguntándole a una celta si llegaría el amor a mi vida. Las cartas estas: Corte: Emperatriz, Emperador.
    Presente: 3 espadas. Influencia Presente: Rey Bastos. Meta: 9 copas. Pasado: 9 espadas. Pasado reciente: 4 bastos. Influencia futura: El Juicio. Actitud: Torre. Circunstancias ambientales: Templanza. Temores o esperanzas. Diablo. Resultado final: 2 copas.
    La verdad en su momento me dió algo de resquemor un 9 de copas en vez del ansiado 10 de copas, pero sí que interpreté por las cartas del Juicio y el 2 de copas el cumplimiento del sueño con ese 9 de copas.
    Pero ahora al leerte ya no se que pensar, o bueno si se que pensar pero me duele el alma reconocer que ese 9 baticina que no llegará el amor como yo lo deseo. ¿Que veridicto le das Sacerdotisa? un besito muy grande.

  4. sacerdotisa dice:

    Comenzando porque no estás para esa pregunta, mira tu torre, el pasado tan doloroso, yo ahí no lo veo como negación, al revés, lo veo como superación de crisis pero viene de un 9 de esapadas, temes la pasión, el engaño, quieres la perfección. Te dicen, bueno supera lo que has pasado y luego se verá. No queramos todo superado porque no es cierto. ánimo, no creo que no logres salir. Besos.

  5. Mª Jose dice:

    Muchas, muchas gracias Sacerdotisa, intentaré sustentar mis esperanzas de nuevo, aunque como ves no estoy en mis mejores momentos anímicos, hay épocas mejores y otras que no se muy bien porqué me vengo abajo con tanta fuerza y eso que yo no suelo resentirme con el invierno, que siempre me sirve para purificarme y me encanta esta estación, pero este año se me está haciendo bastante pesado. Nuevamente un beso gordote que se transforme en una bendición para ti por tu siempre inestimable ayuda.

  6. M.A. dice:

    ¡Hola Mª José! Creo que sacerdotisa tiene razón, en el estado en el que estás, al echarte a ti misma una tirada corres el riesgo de que las cartas manifiesten tu ansiedad o lo que tu deseas. De hecho y por lo que dices ya estás esperando que en la meta salga un 10 de copas, en 6 meses, A mi esa carta ni me parece buena, ni me gusta para una relación nueva. Tienes una ruptura dolorosa que superar (lo digo por el tres y el 9 de espadas y la torre), estás haciendo lo posible para ello, pero creo que deberías tener paciencia. Para mi esos dos nueves que te han salido te están pidiendo eso mismo: tiempo. Tiempo para ti y para cumplir quizás otros deseos que en estos momentos llenarían tu vida de una felicidad más asequible y que no dependa tanto de otra persona. No se si me entiendes. Mira no entiendo bien ese diablo que sale en tu cabeza, si es un temor, o es un anhelo. Un diablo en estos momentos lo vería estupendo si solo es eso, un diablo, una pasión, sexo, una liberación de tu ser femenino de las ataduras del sentimiento; pero si lo que buscas es otro encadenamiento, entonces deberías quitártelo de la cabeza. No tengo claro ese 2 de copas, pienso que lo proyectas, por eso creo que ese diablo no es lo debiera ser. Un beso ¡¡¡Ánimo!

  7. M.A. dice:

    Sacerdotisa, volviendo a ese 9 de copas. La tirada de Mª José nos viene al pelo para comprobar cómo no hay que ser nunca categóricos con los significados de las cartas ¿No crees? Justo en esa tirada yo no veo a ese 9 ni favorable, ni desfavorable, sino muy pendiente de ese juicio, que en la teoría de la celta debería darse antes. No conozco en profundidad la situación de esta chica, pero para mi en la tirada falta un ermitaño, aunque quizás, no sea necesario porque los dos nueves y el juicio los sustituyan. Ahora mi pregunta ¿Hasta que punto es posible que la combinación de ciertos arcanos- tanto mayores, como menores, pero sobretodo estos últimos- hagan las veces de otro? Saludos.

  8. sacerdotisa dice:

    Jodorowsky piensa eso, que el Ermitaño en una fase y el Sol en otra son esas crisis que abren nuevas experiencias en principio bellas y son los 9 en menores. Depende más que de las cartas, de la actitud del consultante, eso es fundamental. En el caso de Mª José, ella siempre ha hecho referencia un poco a esas crisis de las que ella es totalmente consciente e intenta superar con sus limitaciones. Pero eso es lo imprescindible, que tú hagas por salir, por mejorar, no basta decirlo.

  9. Mª Jose dice:

    Buenas tardes. M. A. Gracias por tus palabras, sí que tienes razón que me suele faltar paciencia, sin que suene a justifiación personal diré que después de tanto tiempo sin ver ninguna mejoría en ningún aspecto de mi vida, ni el personal, ni económico/laboral, creo que es natural perderla y caer en la desesperanza.
    Soy plenamente consiente del grandísimo error que cometí al cojer el tarot para mi misma en ese momento, siendo totalmente sincera diré que me sorprende y no dejo de darle vueltas a por qué lo hice, porque sí que había adquirido una buena autodisiplina, siendo consciente que para mi es mejor no automirarme.
    Sólo una aclaración, al ser consciente del también error de preguntar sin concretar pregunta alguna, dejando en el amplísimo sentido de lo sentimental, amoroso, que me hablase el tarot en las tiradas nuevas que probé, cuando hago la celta preguntando si llegará el amor a mi vida, no le pongo fecha y tampoco me he preocupado por intentar concretar fecha alguna con las cartas resultantes, de ahí que me sorprendiera un 9 en vez de un 10 en la meta. Al leer a Sacerdotisa cuando me da su interpretación entendí por qué ese nueve, cuando me dice que habrá superación pero con el toque de atención del 9 de espadas, la torre y el diablo, y me aconseja paso a paso y poquito a poquito.
    El diablo es realmente temor a que a mi vida sólo llegue eso, un diablo, o una mera relación física, nunca me han gustado ese tipo de relaciones para mi, creo que me harían más daño que bien, ahora mismo creo que el daño sería bastante grande.
    La verdad que yo a esta tirada le daba bastante veracidad sin verla influenciada por mis deseos, por como han salido las cartas, no las de cumplimiento, más bien por las restantes, siendo además una de las más claras de interpretarme, salvo por ese nueve de copas, que realmente me surgió la duda al leer el artículo, porque no me había surgido esa inquietud de crisis implicita que nos explica Sacerdotisa.
    Bueno que muchas muchas gracias a las dos, que me lio y acabo desahogando aquí mis males jeje un besito muy fuerte.

  10. M.A. dice:

    Yo no veo en mal que una se eche las cartas así misma Mª José, de hecho yo lo hago a menudo, pero siendo consciente de que a lo mejor proyectas. Si a ti las cartas te parecen ajustadas, quizás lo sean, ¿por qué no, tu sabes más de tu vida que nosotras, o al menos que yo. Mira es que yo les tengo un poco de manía a los dieces, si lo sé, da risa, pero yo cuando veo un 10 veo un fin, veo una rueda. Si quieres algo maravilloso en una relación larga y estable yo buscaría una templanza, pero un diez de copas no me gusta. Como dice Sacerdotisa a cada uno las cartas le dicen una cosa.
    La paciencia como tantas cosas en esta vida se cultiva y se trabaja, Como decía un profesor mio, comprando cada día paciencias por la mañana e intentando que nos lleguen hasta la hora de acostarnos.
    Saludos.

  11. ana dice:

    Hoy estaba por aquí ( no te olvido mi princesa)y leyendo esta entrada me hizo reflexionar. La primera tirada que me hiciste con el padre de mi hijo ( ha llovido) aparecía ese nueve de copas. Que razón tiene este post! “simplemente los sentimientos después de alcanzar su máxima expresión, se van desvaneciendo o cambiando de objetivos. Aporto un detalle, es la representación de una relación que lo pudo ser todo, evolutivamente hablando, pero por circunstancias de ambos, no se une el camino“. Así ha sido mi vida emocional desde esa primera tirada.
    Aún así tengo mis dudas, no con lo mío por supuesto. En cuanto a las barajas, pregunto… No cambiamos su significado dependiendo del mazo? si nos remitimos a lo visual. Que lío…

  12. sacerdotisa dice:

    Ana, sí y no. La esencia de la carta es la misma pero sí es cierto que si manejas varios mazos y sus dibujos te inspiran debes prestarle atención. También habla del embarazo, de los meses de espera. Guapa, gracias por venir.