vie19ene

Propuesta de lectura: Hacia dónde me dirijo

Escrito en Hacia dónde me dirijo, Lectura de Tarot

Alguna que otra vez os habré comentado que sueño mucho y, en ocasiones, más que sueños, parecen películas donde se mezclan varios géneros, siendo el principal el “imposible”.

Soñé la pasada noche con una tirada que no conocía, me auto echaba las cartas. Esos sueños suelen responder a un momento de inseguridad, ansiedad o miedo al futuro. Ese miedo en mi caso es material, nunca ha sido otro. Así que os la expongo por si podemos hacer juntos que funcione.

Debéis separar el mazo en Arcanos mayores y menores.

Primero se utilizan los mayores, siguiendo estas posiciones. Haremos una cruz simple doble, por así decirlo. Los arcanos mayores se ponen en números romanos y los menores en números arábigos.

I. Dónde estoy.

II. Hacia dónde me dirijo.

III. Acción positiva o elemento a favor.

IV. Elemento obstáculo.

V. Síntesis, acción o camino a emprender.

Los arcanos menores se echarán seguidamente para intentar aportar elementos de juicio, aclarar algo o complementar.

 

II 2

III   3   I 1      IV4

V 5

 

Corte: Ermitaño/Templanza

Caballo de copas/9 de espadas

Mi camino siempre ha sido muy lento, con un pie puesto en el pasado y esa sensación de tener un alma vieja, pero, dentro de la crisis que porta el Ermitaño y lejos de considerarla un castigo, me considero una persona que busca la armonía y la tranquilidad, de verdad, lo que indica la Templanza.

Mi camino no es fácil y aunque busque llenar mi propia copa, me preocupa el daño que sufren los demás, mis seres queridos, habiendo pasado por grandes crisis que espero no vuelvan del mismo modo. El 9 de espadas tiene un sentido positivo: podemos romper nuestras cadenas sin rompernos nosotros mismos y siempre tendremos ayuda (¿caballo de copas?).

 

 

MundoSota de oros

CarroDos de oros LunaSolReina de copas

Siete de copas

MagoSiete de oros

Me encuentro en mi punto cíclico de la Luna en el que por suerte a veces veo la luz y ese siete parece indicar que la intuición e imaginación que porta la Luna puede hacerse realidad con el motor de la ilusión. Me dirijo a lograr el culmen de esa vida material, aunque sepa que lo positivo que tiene no es necesariamente un alto valor económico, sota.

La acción a favor o elemento positivo es que ahora mismo las cosas se mueven y estoy en ello. Negativamente en muchos sentidos la cima la logré y no es posible por circunstancias que se escapan a mí culminar como una vez creí.

El mago es muy positivo porque puede hacerlo todo, mucho más segido por una carta resolutiva, como es el siete de oros, el esfuerzo retribuido.

¿Qué os parece? ¿Funcionaría?

Escribe un comentario:

0



12 comentarios para “Propuesta de lectura: Hacia dónde me dirijo”

  1. libra28 dice:

    Buenas tardes Sacerdotisa, nos preguntas si la tirada podria funcionar. Por que no iba a hacerlo? Tu crees que contigo ha funcionado? Quiero decir, solamente tu conoces tu historia, tus anhelos, tus miedos. Crees que las cartas han reflejado todo esto? SI la respuesta es si, es que la tirada funciona, por lo menos en tu caso. Asi a primera vista me parece una tirada apta sobre todo para el aprendizaje, como en mi caso, que no soy capaz de hacer tiradas complicadas porque siempre termino hecha un lio. En esta mezclas arcanos mayores y menores pero de forma separada y creo que para los menos duchos en este mundo podria servir de ayuda a la hora de interpretar. Bueno, en definitiva, yo seguro que la pruebo.
    Gracias por compartirla noc nosotros y un gran abrazo. Y que disfrutes el fin de semana!

  2. Esperanza dice:

    Pues yo, asumiendo que últimamente, cada vez que abro la boca o actúo, sube el pan, voy a plasmar el ramalazo que me ha nacido tras leer el post. Esa papisa-ermitaña kamikaze que hay en mí, es la que habla.

    Y me insta a transmitir lo que me llega de tu propia lectura, por alguna razón. No tengo ni repajolera idea de cuáles son los medios materiales con los que cuentas ni las actividades económicas que realizas además de las relacionadas con esta página. Pero me viene algo, y lo expondré.
    Tíralo a la basura si te parece una mierda, algo inapropiado, mándame al cuerno, o… (a completar).

    Un hilo conductor que impulsa la tirada: Partes de que la noción de ilusión, de pasarlo bien, de relacionarse con gozo, de lo que te hace disfrutar y te da un sentido incluso diversión en relación a tus formas de generar medios materiales, te ha producido y produce bastante sensación de zozobra y angustia. Algo relacionado con una percepción respecto a algo que no acaba de funcionar a la hora de relacionarte con las personas de cierta forma que resulte ‘encantadora’ y que forma parte de lo que sería tu prosperidad material, y eso te genera ansiedad y hace que le des bastantes vueltas a la cabeza, aunque sea de noche y en sueños.

    La ermitaña insta a reflexionar profundamente y a hacer la alquimia que une las aparentes disyuntivas. Un aprendizaje que te viene servido por la vida, que requiere tomárselo con filosofía y madurez, manteniendo cierta calma y uniendo aparentes opuesto, internos y externos. Tú lo asocias a que se debe a una parte de tu esencia ermitaña, con una dosis inherente de incomprensión ajena; bastante contenida en ti misma, en este sentido, lo vives con una mezcla de propósito de vivirlo internamente equilibrada, y una posición de cierta pasividad y resignación.

    Tu inconsciente está funcionando a tope (y señalas que además te ha llegado el tema en un sueño) para ver qué hay en tus ilusiones y anhelos. Lo cierto es que da la sensación de que hay algunos ángulos ciegos en tu posición actual, que tu mente incosciente está tratando de descifrar. Parece haber una serie de suposiciones a la hora de diagnosticar tu situación a nivel consciente, que no se corresponden con la realidad que registra tu inconsciente, que te insta a que profundices en él, y que está directamente vinculado al por qué parece haber posibilidades que parecen quimeras que se pueden quedar en el aire. Según lo que me llega a mí, la clave es contemplar ángulos importantes que tienen que ver con una revisión profunda de tu propia psique, que está en marcha, deteniéndose a hacer conscientes, muy especialmente, las sinuosas formas inconscientes que se plasman en tu forma de estar, ser y manifestarte en el mundo a la hora de generar vías materiales. De lo contrario, se puede caer en cierta dosis de autoengaño a nivel consciente.

    En un intento actual de mover las cosas, y reconducirlas activamente, con determinación, estás barajando dos opciones dispares, o dos sectores o tipos de actividad que, en principio, parece que cuesta reconciliar, son diferentes en cuanto a su naturaleza, sobre todo para ti.

    Una opción estaría más vinculada al ámbito privado, al tuyo, al íntimo, y la otra abre la puerta al ámbito más allá, a algo más ‘público’.
    Una se corresponde más con lo que te nace a ti y la otra es más ‘realista’, más mundana, más prosaica. La segunda es algo que no te entusiasma tanto contemplar, como que podría ser ‘una desviación’ de lo que crees tu camino, pero realmente es la forma en la que puedes tomar las riendas y generar un camino que se abra más a salir al mundo y que simboliza tu vía de realización AHORA. Es mucho más cercano a considerar un concepto de ‘trabajo’ al uso. Aquí veo un nuevo proyecto, tal vez un tipo de trabajo asalariado, o algo más práctico y ‘terrenal’, una forma muy plausible de generar ingresos contantes y sonantes.
    Podría ser que tú fueras empleada en un trabajo que incluso pudiera significar para ti cierta dosis de reciclaje o de ‘ser novata’, o… Que tú gestionaras un nuevo proyecto con un empleado. Me inclino más por lo primero, pero no lo veo totalmente claro.

    En cualquier caso, esa parece una ramificación del nudo gordiano previo. El quid parace ser la aparente disyuntiva entre esa fórmula ideal tuya, y una fórmula muy pragmática, que pudiera significar, además, replantear algo en unos términos de praxis económica marcados por una lógica del mundo y del mercado que no eran los que tú contemplabas. Tú, si acaso, como reina de copas, querías otra cosa… Algo más… ‘genuino’, algo más cerca de tu corazón, de lo que para ti es ‘auténtico’ y esencial a un nivel profundo. Otro tipo de actividad y vínculo.

    Parece que tanto el elemento a favor como hacia dónde te diriges, refuerzan esa noción de reciclarse, de empezar o reempezar, de algún modo, en algo ‘mundanal’ que genere ingresos de forma más ‘convencional’, ‘terrenal’, muy ‘realista’, en cuanto a procurarte una vía material favorable, ahora. Algo relacionado con un rol más tradicionalmente masculino, en el que las dotes de persuasión, de convencer, juegan un papel importante. Una forma de generar medios materiales que aporta un crecimiento espiritual a través de una actividad que a priori es mucho más prosaica de lo que a ti te gustaría.

    Ahí está el freno. Se aleja de tu ideal, que para mí no es que no sea posible nunca más, sino que AHORA no es la vía o no la principal, al menos. Cuesta ‘renunciar’, aunque sea transitoriamente, a ese ideal de una mujer que resuena con una actividad o con una forma de realizar una actividad, que es de una naturaleza muy diferente.
    Pero, insisto, yo no veo en la lectura que sea una renuncia definitiva, ni un ‘nunca más’. Sino un AHORA.
    Resumiendo, a mí me llega que ahora tu éxito viene de la mano de una actividad, una asociación o un trabajo remunerado más al uso, asociado a la persuasión, y determinado por criterios más puramente económicos, en un ámbito en el que también tienes mucha habilidad, y te puede dar un rendimiento contante y sonante.

  3. Esperanza dice:

    Y según releo lo que he escrito me viene otro ramalazo… Tal vez no sea la actividad en sí sino la FORMA y la estrategia con la que se realiza la actividad… Y los tonos serían los que he mencionado para la actividad…

  4. sacerdotisa dice:

    Libra28, creo que sí me refleja aunque no he querido extenderme mucho porque en el auto analisis hay mucho riesgo que correr… Jajajaja. Espero que os sirva para situaros y también para que veais que todos tenemos miedos y metas que no siempre se cumplen, aunque los asiduos lo sabéis de sobra. Besos.

  5. sacerdotisa dice:

    Esperanza, me ha gustado mucho tu análisis muy acertado. Cuando hablas de disyuntiva presente o futura, ya se ha dado desde el pasado, porque en mí hay una gran contradicción: creer en el ideal (justicia, empatía, libertad… ) y ver que el mundo en todos los planos se corrompe, que todo forma parte de una dicotomía entre externo e interno y que ya me canso de explorar en lo que se refiere a relaciones sociales, por ejemplo. No voy a entrar en mi vida personal, creo que aburriría; solo decirte que eres muy intuitiva y que me ha gustado mucho verme. Y especialmente el AHORA!

  6. M.A. dice:

    Hola Sacerdotisa, llevabas mucho tiempo detrás de una tirada tuya, y esta que has soñado ya lo es. Aunque parezca una cruz simple, los nombres que has dado a las posiciones me gustan porque son claros, pero al leerlos me surge una duda. Cuando, por ejemplo, dices: dónde estoy o hacia dónde me dirijo ¿son afirmaciones o preguntas? Quizás parezca una perogrullada pero para mi, que voy a echarme las cartas a mi misma, me resulta importante saber si parto de un “donde estoy“, lo sé, lo conozco, me reconozco y quizás lo confirmo; o “¿Dónde estoy? no tengo ni idea.! Qué lectura tan diferente¡, ¿no crees? Alguien dirá que una que sabe donde está no se echa las cartas, pero si, no estamos prediciendo, sino ayudándonos a situarnos en un espacio y un momento siempre complejo.
    Un besito y decirte que me gusta ese mago para ti, creo que te representa muy bien ahora y es un buen complemento para tu luna y tu justicia.

  7. sacerdotisa dice:

    M. A, creo que es una pregunta, porque pocas personas sabrán dónde se encuentran. Sí es posible reconocerse y espero ser poco parcial. Encontrarse en un ciclo alto, o por lo menos haber hecho medio bien un recorrido que no siempre es posible me consuela. Esta luna con la Justicia espero que no sea una auto castración, como he leído, o una deriva de la mente. En fin, gracias por tus palabras. Besos.

  8. Esperanza dice:

    Me alegro mucho de que te resulte de utilidad. Y me alegro, más aún porque creo en la reciprocidad como elemento fundamental para mantener un equilibrio saludable en el mundo. Me alegro si puedo aportarte y devolverte algo, alguito, de lo que tú has aportado. De hecho, yo misma he recibido mucho, muchísimo, de ti y de esta página, a través de conocimientos explícitos que has ido transmitiendo y a través de increíbles sincronías que han funcionado como espejos para mí en esta página, mediante las aportaciones y lecturas. Me quedó ya meridianamente claro cuando hace no tanto, buscando otra cosa en un buscador general, me saltó tu página con una lectura que habías hecho a otra persona, y clavó exactamente un proceso que estaba viviendo yo. Pero exacto en TODOS los detalles más inverosímiles (y era una lectura larguita en la que dabas muchos detalles concretos). No podía dar crédito.

    Bien, no cuento con el sistemático estudio y conocimiento del lenguaje (o espejo) del tarot que tú tienes; mi experiencia con el tarot, empezó de forma intuitiva, como bien dices, y ha seguido así, un poco a salto de mata en cuanto a estudio, aunque sea uno de los ejes vertebradores de mi vida, es una de las herramientas que empleo como brújula para mí y otro/as, de forma ‘aficionada’, entre otras. He dedicado más tiempo a estudiar y practicar otras, de hecho.

    Ahora que das tu retroalimentación, que, aunque no desgranas (no aburrirías en absoluto) créeme que te entiendo mucho más, a nivel consciente también. Y no creo en las casualidades. Instintivamente llevo los últimos días entrando y observando la tirada, unos minutos al día. Sin más.

    Y me ha llegado una segunda hornada. Va.

    La realidad encarnada en este mundo, es como es, y de hecho, si miras bien, aunque haya energías que no resuenen con tus cuerdas principales o más profundas, son también parte de la matriz de fuerzas, y en tu mano está cómo llegar al fondo de su mejor potencial, el menos ‘desvirtuado’, para gestionarlas y encauzarlas, y tú decidir a qué nivel y cómo”.

    En este sentido, el AHORA es fundamental, no hay signos de renuncia ni de reinicio en algo totalmente diferente porque la actividad ‘mundana’ que realizas o puedes realizar (no sé si ya estás en ello), es una vía, una vía para aprender bien, muy bien, los entresijos que rigen ‘ese mundo de ahí afuera’ que no es más que un reflejo de esas matrices de fuerzas que también están dentro. Ahí se unen los opuestos. Ahí sucede la alquimia. Estando muy presente en el AHORA, observando, LO QUE ES, puedes llegar al fondo de ese maremagnum, a su potencial menos desvirtuado, y tienes la posibilidad de hacer lo que quieras con ello, y reconducir esas fuerzas que a tu ideal no le convencen, para poder aplicarlas creativamente a lo que tu percibes como la ‘otra parte’, ‘contradictoria’, y poder sacar rendimiento contante y sonante de la última.

    En otras palabras: Si aúnas e integras tus fuerzas intrínsecas con lo que puedas excavar, idear y dar forma al mejor potencial que subyace a elementos que para ti ‘lucen’ ajenos (por manifestarse de una forma ‘desvirtuda’ para ti) a tu ideal ‘puro’, lograrás la alquimia y amalgamar lo mejor de tus dones naturales con lo mejor de lo que, en bruto, no te resuena ahí afuera para poder hacer viable económicamente el camino que te resuena, haciendo que te genere suficientes rendimientos.

    Un abrazo, querida.

  9. sacerdotisa dice:

    Muchísimas gracias, Esperanza, porque sí la estoy, como bien intuyes, retomando algo que pudo ser y no fue por circunstancias. Que no quise nunca, por mis ideales, pero que ahora cobra sentido porque me siento feliz en los demás planos salvo en el mundano, que no da para poder “moverme” libremente. No es una queja, no me quejaré nunca porque tengo grandes afectos y grandes pilares en mi vida y con eso me basta, pero sí he tenido que hacer una gran viaje, como le llama Rachel Pollack, para ser uno en todos y no todos en mí, como hasta ahora. Es difícil a veces tener que elegir entre los demás y uno mismo, empiezo a creer que todo tiene su sitio y su fase. El problema es que cuesta, porque la mente se ha cansado en el camino, si bien nunca dejé de ejercitarla. ASí que AHORA, me animas mucho, que lo necesito. Besoss.

  10. Esperanza dice:

    : -) .

    Tu Sacerdotisa y Ermitaña tienen la vista entrenada y aguzada con el transitar de caminos para, ahondando, buceando, observando, ir amalgamando, integrando… Se unirán los senderos, lo de fuera/dentro, una/las demás personas… Lo verás.

    Observar y ahondar sin juicio, para llegar al fondo, en cada aquí y ahora es un ejercicio titánico a veces, claramente… Pero funciona, si fluyen las emociones, y dejamos que lleguen y se vayan, sin aferrarnos a cómo tienen que ser las cosas, las observamos, sentimos y canalizamos, y luego damos un paso más allá, y siempre preguntamos: a ver, ¿qué cualidad valiosa escondida apunta a un estupendo potencial que puedo aprender a desarrollar más en el otro lado de la moneda de esta forma de hacer/situación/actuación/circunstancia que aparentemente no resuena conmigo (llegando a poder sentirla como anodina/absurda/corrupta/brutal/perversa/destructiva/… )? Ánimo. Y un gran abrazo.

  11. sacerdotisa dice:

    Gracias miles, Esperanza.

  12. Oeste Celeste dice:

    Soñar una tirada de cartas es bastante extraordinario, en cuanto a fuera de lo ordinario, en el mundo de los sueños… Que ya de por sí es marciano. No creo que sea casual, de hecho ni siquiera creo que sea un mensaje de tu subconsciente sino algo que va más allá de tu mente, un mensaje de las mismas cartas que te urgen a que las leas de otra forma. Me parece curiosa la combinación de posiciones II ( dónde me dirijo: el Mundo) y IV ( camino a emprender: el Mago), siento que incluso su lugar en la lectura ( una arriba y otra abajo) es indicativa de algo. Te diriges a la cúspide más hermosa y arcana, el cenit del Tarot, El Mundo, y se te hace una clara llamada a ponerte en marcha desde el principio del camino, el I del Mago. En este viaje no eres sacerdotisa, inmersa en una sabiduría pasiva que brindas a los demás. Debes ser Mago, con la habilidad de poner tu energía al servicio de TUS deseos. El Mago te dice que si quieres puedes marcar una diferencia en tu vida, si te convences de ello y obras en consecuencia ( acción ). Esto – en mi humilde opinión – conecta con algo que ha llamado mi atención en tu texto interpretativo “ Negativamente en muchos sentidos la cima la logré y no es posible por circunstancias que se escapan a mí culminar como una vez creí. ” Me hace pensar que el obstáculo quizás no se corresponde con algo orgánico, material o circunstancial, sino precisamente con la mentalidad de esa reina de copas, que CREE que no habrá culminación de su camino. No confía, no se fía de una posible evolución en ese sentido. Ha asumido que es improbable, y lo ha asumido con un tal arraigo – es una reina enérgica y sus principios son puros – que se ha puesto el Sol en contra y vive su devenir en la sombra.

    Te deseo un año en el que le echas un trago a esa copa, que quizás has sostenido en tu mano durante mucho tiempo. En su interior hay algo dulce, estoy segura. Un beso enorme, sacerdotisa, o debería llamarte maga: ).

    Oeste Celeste.

    PS: voy a probar la tirada. Si la has soñado tú seguro que funciona!